ITV coche eléctrico: consejos para pasar la ITV de un coche eléctrico

20/02/2020
Los coches eléctricos se consideran turismos, por lo que se adaptan a los plazos de ITV de los turismos tradicionales. Sin embargo, la ITV de coches eléctricos tiene ciertas especificaciones y pruebas adicionales al ser un vehículo que no funciona con combustibles fósiles.

El parque automovilístico está en continuo cambio y modernización. A los vehículos tradicionales de gasolina o diésel se unen otros tipos de vehículos, como los impulsados por hidrógeno o los coches eléctricos.

Estos últimos son cada vez más habituales, junto a los coches híbridos, y cada vez nos llegan más vehículos eléctricos a las estaciones de inspección técnica. Al ser algo novedoso, sois muchos los que todavía tenéis dudas sobre la ITV de coches eléctricos, su funcionamiento, cuándo se pasa o qué cosas se tienen en cuenta en esta ITV.

¿Cuándo pasar la ITV de un coche eléctrico?

Los coches eléctricos se consideran turismos, independientemente del sistema que utilicen sus motores para permitir el movimiento del vehículo. Por ello, se adaptan a los plazos de ITV de los turismos tradicionales.

De esta manera, la primera ITV de un coche eléctrico será a los 4 años de su matriculación. Desde entonces, la ITV será bianual hasta que el coche cumpla diez años, y pasados los diez primeros años de vida del coche eléctrico, la ITV será de forma anual.

¿Qué pruebas pasan los coches eléctricos en la ITV?

Las pruebas básicas de seguridad de la ITV son comunes a todos los vehículos, independientemente de la combustión de su motor o de si son coches eléctricos o híbridos. De esta manera, los coches eléctricos en la ITV tendrán que comprobar y medir el desgaste de los neumáticos, comprobar el buen funcionamiento de todos los tipos de luces del coche o comprobar que los sistemas de freno están en condiciones óptimas para continuar la circulación.

Sin embargo, dos son las pruebas habituales en una inspección a las que no tendrás que presentarte si vas a pasar la ITV con tu coche eléctrico. Hablamos de la prueba de gases de la ITV y la prueba de ruido, ya que no emite ninguna de las dos cosas. Al no tener un motor de combustión no emite gases de ningún tipo y una de las mayores ventajas que se han visto con la implantación de los coches eléctricos es que son prácticamente silenciosos.

En contrapartida, tendrás que pasar otras pruebas que el resto de coches no pasan habitualmente como las relacionadas con el cableado de alta tensión del vehículo o las baterías de tu vehículo.

Con la ITV de coches híbridos, otra de las alternativas favoritas hasta el momento en la transición vehicular de todo el mundo, no ocurre lo mismo. Al llevar depósito de combustible, los vehículos híbridos sí tendrán que presentarse a las pruebas mencionadas anteriormente. Así que, si tienes un coche híbrido, tendrás que pasar las pruebas de un vehículo tradicional y las de un vehículo eléctrico.

Sin embargo, hay vehículos híbridos que, a poca velocidad, para la prueba de gases, por ejemplo, utilizan su motor eléctrico, por lo que la prueba se realizará según indique el fabricante del vehículo.

¿Necesito una documentación especial para la ITV de coches eléctricos?

Por supuesto que no. Un coche eléctrico sólo se distingue de uno normal por la fuente de energía que utiliza para su movimiento, no hay un papel distinto a los coches de combustión o a otro tipo de vehículos. Por eso, los documentos para la ITV son los mismos que en una inspección normal.

Es decir, vas a necesitar llevar contigo el permiso de circulación, la ficha técnica del vehículo, tu DNI y un recibo actual de tu seguro. Con esto será suficiente para pasar tu primera ITV con un coche eléctrico. Si ya has pasado la ITV anteriormente, también tendrás que presentar la tarjeta ITV con los datos técnicos del vehículo recogidos en inspecciones previas.

¿Puedo circular sin ITV en un coche eléctrico?

Esta respuesta es muy sencilla: no. Aunque un coche eléctrico tenga más ventajas respecto a otros vehículos en cuanto a contaminación o ruido, sus obligaciones son las mismas y debes conducir con el vehículo en perfectas condiciones. La pegatina de la ITV va a indicar que tu vehículo puede circular de acuerdo con lo estipulado por la ley y pasar la ITV es obligatorio para los vehículos eléctricos.

Por ello, aunque ante la pregunta de si conducir sin ITV quita puntos sea negativa, debes saber que sí hay una sanción económica por esta situación. La multa por ITV desfavorable o negativa asciende a 200€, con una reducción del 50% si lo pagas antes de 20 días naturales.

¿Tienes un coche eléctrico y vas a pasar su primera ITV? En Servicios ITV podemos solucionar cualquier duda que te surja antes de traer tu vehículo a una de nuestras estaciones. Llámanos para consultar y nuestros expertos en mecánica te indicarán los pasos a seguir a la hora de pasar la ITV del coche eléctrico.

Podemos atenderte en nuestras estaciones ITV Madrid, en las mejores ITV Canarias o en las estaciones ITV Zaragoza. Ven a vernos al centro que mejor te venga y pasaremos contigo la primera ITV de tu coche eléctrico, la segunda, la tercera o todas las que quieras.

¿CONOCES A ALGUIEN QUE PUEDA INTERESARLE ESTE ARTÍCULO? ¡COMPÁRTELO!

Artículos relacionados

20/10/2017
A la hora de comprar un vehículo hibrido muchos usuarios se preguntan ¿qué valores van a medir en...
SGS - ITV - Coches híbridos
02/03/2017
La DGT desde abril del 2016 está entregando a los vehículos mas respetuosos con el medio ambiente...
12/03/2017
Conoce con ITV SGS las ventajas y desventajas de los vehículos eléctricos
SGS - ITV - Vehiculo electrico 1


Volver
Top