Transportar la bicicleta en el coche: 4 formas

El ciclismo tiene cada vez más adeptos y esta es la razón por la que cada vez más conductores se preguntan cómo transportar su bici en el coche para irse de vacaciones o hacer una escapada de fin de semana y recorrer el destino a bordo de este maravilloso vehículo. Es que la vida saludable y activa para muchos pasa por los pedales, ya sea en la ciudad, en la montaña o incluso en la carretera. Si estás pensando en hacer un viaje y te preguntas cómo llevar la bici en el coche, aquí te daremos varias opciones para transportarla cómodamente. Además, verás qué es lo que dice el reglamento para que no tengas ningún inconveniente durante tu próxima travesía.
Fecha: 
05/04/2022
 

Dentro del coche en el maletero o dentro de tu vehículo con un portabicicletas interior

La primera opción que te ofrecemos es sin duda la más económica de conseguir siempre y cuando cumplas una serie de reglamentos importantes a tener en cuenta.

Lo primero que debes de tener en cuenta es que bajo ninguna circunstancia debe ir suelta porque nos podrían multar con un importe de al menos 100€.

Pero no solo tenemos que preocuparnos por la multa, debemos tener en cuenta que, si no está bien asegurada, en una frenada de emergencia puede invadir el espacio de los pasajeros e impactarlos, causando lesiones.

Por esta razón, si optas por llevar la bicicleta en el maletero del coche, asegúrate de que vaya bien ajustada para evitar multas y posibles golpes.

Son cada vez más los fabricantes que diseñan sus coches con portabicicletas en el interior, un sitio ideal para todos aquellos amantes de los pedales que suelen viajar con su bicicleta.

Este método es muy seguro frente a robos porque, en muchos casos, la bici no se ve. Además, es extremadamente seguro en caso de accidente. Un punto negativo es que normalmente tenemos que desmontar las ruedas.

Portabicicletas para el techo de tu vehículo

Son muchos los coches que solemos ver que llevan su bicicleta en el techo. Esto es debido a que es una de las opciones que menos espacio ocupan y, además, su montaje es muy sencillo.

Al mismo tiempo, es una de las opciones más económicas para el transporte de la bici. Eso sí, un punto negativo es que afectará a la aerodinámica del coche.

¿Qué dice el reglamento sobre el transporte de bicicletas?

Si vas a instalar algún tipo de portabicicletas, deberás tener en cuenta algunas consideraciones que establece el Reglamento.

Lo más importante es que no se tape, total o parcialmente, la matrícula porque serás multado. Recuerda siempre llevar placas y luces accesorias.

Además, si optas por portabicicletas que va en el techo, el Reglamento establece que la altura máxima permitida es de 4 metros.

Por otra parte, las bicicletas modernas tienen llantas de 29 pulgadas, razón por la cual, si eliges un portabicicletas de portón o bola de remolque, la bici va a sobresalir en los laterales y esto está prohibido por la DGT. En este caso, tendrás que desmontar las ruedas.

Lo mismo sucede con los portabicicletas instalados en la parte trasera, puesto que la normativa solo permite que el vehículo sobresalga un 15% de la zaga.

Por último, cabe remarcar que cualquier instalación que se prolongue sobre la planta del vehículo, en el eje longitudinal, tendrá que ser indicada con la correspondiente señal V20.

Si tienes en cuenta todas estas consideraciones, ten por seguro que no tendrás ningún inconveniente para llevar tu bici en tu coche.

¿Qué otras alternativas existen para llevar tu bici en el coche?

A pesar de haber hablado de las más recurrentes en este tipo de casos, existen otros dos tipos que pueden ser perfectamente válidos para tu día a día.

Portabicicletas de maletero

Una opción recomendada para aquellos que quieren llevar más de una unidad en su vehículo. Además, debes tener cuidado porque las bicicletas te pueden tapar las luces del vehículo y la matrícula. Por esta razón, si optas por este método, deberás instalar una placa con luces y matrícula o serás multado.

Es muy importante sujetar la bici bien y retirar todo lo que se pueda caer. Y, por supuesto, es obligatorio señalar correctamente la carga con una placa de franjas rojas y blancas denominada V-20.

Portabicicletas de bola

Es la opción menos recomendable ya que requiere la instalación de una bola de remolque. Algo que sin duda la hará más costosa que el resto de las alternativas.

Lo bueno es que incluyen luces y porta matrículas por lo que no nos tendremos que preocupar de que nada quede tapado.

Si eliges este método, es obligatorio señalar correctamente la carga con una placa de franjas rojas y blancas denominada V-20, tal y como sucede con el portabicis sobre el portón trasero.

Estas son las 4 opciones para llevar tu bicicleta en el coche sin ningún problema. Eso sí, antes de elegir la forma que te resulte más cómoda, deberás tener en cuenta lo que establece el reglamento.

¿CONOCES A ALGUIEN QUE PUEDA INTERESARLE ESTE ARTÍCULO? ¡COMPÁRTELO!

Artículos relacionados



Volver
Top
)