Todo lo que necesitas saber para pasar la ITV de tu moto

Las motos son también un vehículo y, por tanto, deben pasar la ITV al igual que los coches. Sin embargo, existen ciertos aspectos que tienen en común y otros que son muy diferentes a la hora de pasar la ITV de tu moto.
Fecha: 
04/04/2022
 

Si te gusta circular sobre dos ruedas y tienes moto propia, no te pierdas la siguiente información.

¿Cada cuánto pasan la ITV las motos?

La primera pregunta que te harás es esta: ¿cada cuánto debo acudir a la inspección técnica de vehículos con mi moto? Pues bien, para pasar la primera ITV de una moto nueva, han de pasar cuatro años. Después, es obligatorio que acudas a la revisión cada dos años.

Entonces, esta periodicidad es igual que con un coche, solo que el coche una vez superados los diez años debe pasar la ITV de manera anual, mientras que las motos mantienen siempre la revisión cada dos años, indistintamente de la antigüedad que tengan.

Defectos más comunes en la ITV de las motos

Así como los coches tienen una serie de defectos que suelen repetirse en la ITV, con las motos pasa lo mismo. Conforme pasen los años, verás que hay una serie de apreciaciones que son más frecuentes y que se suelen ver en varias ocasiones. Los más comunes son:

  • Alumbrado. El alumbrado es un aspecto muy importante en la seguridad de una moto, ya que permite aumentar su visibilidad en carretera. Es por eso que debe mantenerse siempre en perfectas condiciones, y muchas veces se detectan fallos en su revisión de ITV. Junto al alumbrado, la señalización de intermitentes se contabiliza en gran cantidad de revisiones.

  • Ejes, ruedas, neumáticos y suspensión. Otro gran aspecto que muchas veces recibe un toque en las revisiones de ITV. Estos componentes son muy importantes a la hora de circular, por eso se dedica una especial atención en el momento de asegurarse de que una moto está en condiciones de circular.

  • Frenos. Un elemento muy importante en la seguridad, tanto de la persona que circula en moto como de quienes le rodean. Los frenos son puestos a prueba en la ITV y si no cumplen unos mínimos, no se considera que el vehículo esté en condiciones de poder circular.

  • Emisiones contaminantes. Ya no es solo que la moto esté en condiciones óptimas, sino que sus emisiones estén dentro de unos estándares. Si la moto emite un grado alto de gases contaminantes, tampoco se considera apta para circular.

 

Los defectos que se consideren graves exigirán que se vuelva a pasar la ITV, mientras que, si durante la revisión se encuentran defectos leves, no es necesario que vuelvas a pasar la revisión, siempre y cuando te comprometas a subsanarlos en menos de dos meses. La diferencia reside en que si no pasas la ITV por un defecto grave, se imposibilita circular con la moto.

Consejos a la hora de pasar la ITV de tu moto

Como siempre, mantener tu moto en condiciones óptimas es aumentar la seguridad cuando circulas con ella. Indistintamente a la ITV, siempre es recomendable que revises tu moto de manera periódica para comprobar que está en perfectas condiciones. De esta manera, te asegurarás de encontrar posibles defectos antes de acudir a la ITV y, así, ponerles solución para pasar todos los controles a la primera.

Recuerda revisar que la matrícula se vea bien y que las ruedas estén en buen estado. Además, comprueba que el alumbrado y la señalización funcionan correctamente.

¿Qué multas hay si circulas sin pasar la ITV de tu moto?

En función de si la ITV está caducada, con resultado desfavorable o negativa, la multa puede conllevar un mayor o menor recargo:

  • Circular con la ITV caducada. Ya sea circular con la ITV caducada, o tener la moto estacionada, puede suponer una sanción de 200€, además de la obligación de pasar la ITV de manera inminente.

  • Circular con la ITV con resultado desfavorable. Si han detectado defectos graves en una moto que está circulando, se puede generar una multa de 200€. Además, se obligará al conductor a reparar los daños y llevar la moto a pasar la ITV de nuevo.

  • Circular con la ITV con resultado negativo. Se trata del caso más grave, penado con hasta 500€ de sanción. Si se da esta situación, el vehículo no estará capacitado ni siquiera a abandonar la estación de ITV por medios propios, sino que debe ser trasladado por otro vehículo hasta un taller donde se puedan solucionar los problemas.

Como ves, es muy importante garantizar la seguridad de quien conduce una moto y de quienes están alrededor de ella. Por eso, resulta de vital importancia que las motos pasen la ITV cuando corresponda, para poder detectar posibles problemas a tiempo.

¿CONOCES A ALGUIEN QUE PUEDA INTERESARLE ESTE ARTÍCULO? ¡COMPÁRTELO!

Artículos relacionados

10/09/2018
Cambio en la ITV relativo al control de emisiones. Comprobación de la Lectura OBD.
Lectura OBD
04/04/2019
Muchas personas acuden a nuestras estaciones ITV con la carrocería en mal estado, alegando que el...
carrocería itv
20/11/2018
Después de más de medio siglo alumbrando todo tipo de luces, incluidas las del coche, la Unión...
luces halógenas itv


Volver
Top
)