Listado de enfermedades que impiden conducir

¿Sabíais que existen enfermedades que impiden conducir? Hace un tiempo no había ningún inconveniente legal, sin embargo, desde que se aplicó el Real Decreto 818/2009 se incluyeron una serie de enfermedades que impiden renovar el carné de conducir. En este artículo hablaremos de aquellas patologías que no son compatibles con la conducción, siendo importante aclarar que no solamente encontramos condiciones médicas que afectan directamente a la conducción, sino que también aparecen aquellas cuyo tratamiento pueda causar problemas para conducir correctamente.
Fecha: 
12/04/2022
 

¿Qué enfermedades nos impiden conducir?

A continuación, enumeramos una a una, esas enfermedades que impiden conducir que no sabías:

Apnea del sueño

Empezamos este particular listado de enfermedades que impiden conducir mencionando la apnea de sueño, una patología que afecta a muchas personas y que nos puede conllevar todo tipo de problemas en la carretera.

Aquellos pacientes que padezcan apnea obstructiva del sueño tendrán que someterse a un examen periódico con el objetivo de determinar el grado de esta enfermedad. Se considera que el nivel es moderado si oscila entre los 15 y 29 puntos. En cambio, si superamos los 30 puntos estaremos hablando de un caso grave de apnea del sueño.

Con un tratamiento adecuado y adaptado a las necesidades del paciente, es posible disponer de los permisos del grupo 1, que incluye motos y turismos, cada tres años, mientras que los permisos del grupo 2 (camiones o autobuses) será necesario renovarlos de forma anual.

Enfermedades del sistema nervioso central

Si padecemos este tipo de enfermedades es necesario saber que podremos obtener permiso para conducir vehículos del grupo 1, siempre que contemos con un informe a favor, así como también tendremos que renovar el permiso cada 5 años.

En cambio, las enfermedades relacionadas con el sistema nervioso central no son compatibles con obtener los permisos C o D.

Enfermedad cerebrovascular

En caso de sufrir una enfermedad cerebrovascular no será posible renovar el permiso de conducir hasta que hayan pasado 6 meses tras el accidente. Seguidamente, el conductor deberá someterse a un examen neurológico para conocer el estado que presenta el paciente y si está capacitado para la circulación.

Por otro lado, es importante destacar que los conductores del tipo A, B o AM podrán renovar la licencia por 5 años como máximo, mientras aquellos que cuenten con los permisos C, D, o D+E tendrán que renovar el permiso cada año.

Diabéticos

Los pacientes diabéticos deberán presentar un informe médico para poder conducir, siendo necesario llevar a cabo este proceso cada cuatro años, que es el período que tendrá validez dicho informe.

Pacientes en tratamiento con quimioterapia

En la actualidad son muchas las personas que se someten a un proceso de quimioterapia, algo que no es de extrañar si tenemos en cuenta que se trata de la mejor alternativa que tenemos para combatir el cáncer.

¿Existen limitaciones que relacionan la conducción con la quimioterapia? Si. De hecho, será necesario esperar tres meses desde la última sesión de quimioterapia para poder conducir.

Enfermedades mentales

En los últimos años ha crecido considerablemente el número de pacientes que padecen todo tipo de enfermedades de carácter mental, siendo esta otra de las enfermedades que impiden conducir, aunque no en todos los casos.

Aquellas personas que sufran patologías mentales como, por ejemplo, depresión, ansiedad, demencia o déficit de atención podrán conducir si cuentan con un informe favorable del especialista. En cualquier otro caso, no podrán circular.

Ceguera

Como es lógico, aquellas personas que sufran de ceguera estarán imposibilitadas para conducir de forma permanente. En caso de que la ceguera sea parcial o temporal será necesario que sea un especialista que nos capacite para poder conducir.

Epilepsia

Continuamos hablando de las diferentes enfermedades que impiden conducir y lo hacemos mencionando la epilepsia, una patología que se puede controlar mediante la medicación.

Considerando que la amplia mayoría de los pacientes que sufren de epilepsia pueden hacer vida normal, no es de extrañar que no suelan tener problemas para poder conducir. Eso sí, tendrán que renovar el carné cada dos o cinco años, así como también es importante aclarar que se necesita un informe médico.

Enfermedades cardiovasculares graves

Finalmente, no podemos concluir este listado de enfermedades que impiden conducir sin mencionar aquellas patologías cardiovasculares que destacan por su gravedad. La principal particularidad de estas enfermedades es que tendrán limitaciones temporales para conducir.

Una vez que el paciente haya mejorado respecto a esta enfermedad sí que será posible retomar la conducción, aunque, una vez más, hay que destacar la importancia de contar con un informe favorable del médico antes de volver a circular por la carretera.

Tal y como podemos ver, son muchas las enfermedades que impiden conducir, aunque es importante aclarar que en muchas de estas patologías contamos con todo tipo de soluciones para que no nos impidan la conducción.

Además, si tomamos medicamentos que afecten la capacidad de conducir no podremos renovar el permiso de conducir hasta el cese de la medicación. De igual modo que las personas dependientes al alcohol o drogas tampoco serán aptas para conducir.

Desde SGS ITV nos preocupamos por la máxima seguridad en la carretera. ¡Solicita una cita previa ITV online!

¿CONOCES A ALGUIEN QUE PUEDA INTERESARLE ESTE ARTÍCULO? ¡COMPÁRTELO!

Artículos relacionados



Volver
Top
)